martes, junio 01, 2010

UMBRAL DEL DOLOR PEQUEÑITO

Los mitos populares tienen distintas percepciones y explicaciones en cuanto a que el género puede influir en la resistencia al dolor; pero según la ciencia empírica, el umbral es una cuestión puramente fisiológica; sin embargo, hay un componente afectivo emocional, y ese factor sí depende del estatus cultural, de la extracción social de la gente, de la experiencia previa que se tenga con el dolor. Por ejemplo, una persona del campo puede tener un niño sin anestesia y sin ayuda de fórceps; pero si una persona de clase media pretende hacer lo mismo, se vuelve loca de dolor. Entonces, podríamos hablar de diferentes umbrales del dolor entre la gente de campo y la de la ciudad.

Habitualmente se dice que las mujeres soportan más el dolor que los hombres. Fisiológicamente, estamos preparados para resistir el mismo umbral de dolor; pese a ello, las mujeres afirman frecuentemente que el dolor de parto no lo resistiríamos los hombres, y efectivamente esto es así, porque el organismo de la mujer la provee de un mecanismo de defensa contra ese dolor; al momento del parto, cuando se abren los tejidos, hay una gran cantidad de receptores opioides en las membranas de las neuronas que perciben el dolor; al mismo tiempo, con el proceso de desgarre se liberan opioides endógenos; en otras palabras, las mujeres fabrican su propio analgésico; sin eso no aguantarían.

Excepto esta.

2 comentarios:

metxe dijo...

Pues esta chica parece haber agotado todas sus reservas naturales

Hermengaudio dijo...

¡Qué nenaza! Al día siguiente le dolería más la garganta que el tatuaje.